Seleccionar página

Instalación

 

Mantenimiento

La madera dura es una materia viva que reacciona a las diversas variaciones de humedad relativa. La madera se expande en verano y se comprime en invierno. Para minimizar la expansión o la compresión del suelo de madera, se recomienda mantener el grado de humedad relativo de la casa en 45 % durante todo el año. Antes de proceder a la instalación, las junturas de yeso deben estar terminadas, el piso de cemento colado, y el sistema de calefacción instalado y listo para funcionar. Todo debe de estar seco. Es preferible dejar la madera que se aclimate a la casa por un período mínimo de 24 horas al grado de humedad de equilibrio de la madera recomendado.

Prueba de exceso de humedad dentro de las losas de hormigón (concreto)

Método de la alfombra de caucho (útil solamente si el concreto es de color claro):

Coloque una alfombra de caucho extendida, sin ondulaciones, sobre las losas de concreto. Ponga un peso por encima de la alfombra para evitar que se disipe la humedad y deje la alfombra en el lugar durante 24 horas. La presencia de manchas oscuras y húmedas sobre el concreto cubierto indica que el grado de humedad es demasiado elevado.

Método de la membrana de polietileno

Aplicar una membrana cuadrada de polietileno transparente de 30 cm (12 pulgadas) de lado sobre la losa con una cinta adhesiva de plástico resistente a la humedad y sellar bien los cuatro lados. Si no se produce ninguna condensación bajo la membrana después de 24 horas, el concreto está suficientemente seco para proceder a la instalación del parqué.

Es necesario hacer esta prueba en varias partes de cada una de las piezas. Cuando exista exceso de humedad, espere a que seque normalmente o acelere el proceso aplicando calor o ventilando. Repita la prueba antes de instalar el piso.

Técnica de instalación sobre losas de hormigón (concreto)

Contrachapado sobre losa

Primero, cubra el enlosado con una barrera de vapor de fieltro asfáltico, de cartón de construcción o de polietileno.

Fieltro asfáltico o cartón de construcción

Primeramente, aplique a la losa una capa de pintura (imprimación) y aplique también la masilla asfáltica fluidificada con una espátula dentada, a razón de un galón por 50 pies2 (1 m2/litro). Deje secar durante dos horas. Desenrolle el fieltro asfáltico o el cartón de construcción de 15 libras (6.8 kilos), haciendo montar uno sobre el otro a los lados sobre una distancia de 10 cm (4 pulg.) y cortar los extremos. Aplique una segunda capa de fieltro asfáltico o de cartón de construcción en la misma dirección que la primera, pero desfasando la imbricación para obtener en todas partes el mismo espesor.

Polietileno

Cuando la losa esté a una altura adecuada por encima del nivel del suelo y las precipitaciones anuales sean poco o medianamente abundantes, cubra completamente la losa con una película de polietileno de 4 a 6 mm, haciendo imbricarse los lados sobre una distancia de 10 a 15 cm (4 a 6 pulg.) y dejando que la película sobrepase el contorno para poder deslizarla bajo el borde del muro.

Cuando las condiciones de humedad sean menos favorables, aplique a la losa una capa de pintura (imprimación) y aplique la masilla asfáltica fluidificada en frío con una trulla de borde recto o diente fino (100 pies2/galón) (2 m2/litro). Deje secar por lo menos durante 90 minutos. Desenrolle la película de polietileno de 4 a 6 mm de espesor sobre el cemento dejando imbricarse los lados sobre 10 a 15 cm (4 a 6 pulg.).

En ambos casos se debe extender la película de modo que quede plana, o desenvolverla mientras se camina encima y presionar sobre cada centímetro cuadrado de superficie para asegurar una adherencia suficiente. Reviente las burbujas de aire para dejar escapar el aire encerrado.

Una vez instalada la barrera de vapor, coloque el contrachapado. Los tableros de contrachapa exterior de 29 mm x 1,22 m x 2,44 m (3/4” x 4 pies x 8 pies) empleados como fondo para clavar, deben de ser colocados sobre toda la superficie sin estar demasiado cerca, es decir, deben quedar 19 mm (3/4 pulg.) de espacio respecto a la línea del muro y de 6 a 12 mm (1/4 a 1/2 pulg.) entre ellos. Corte la contrachapa a fin de ajustar a 3 mm (1/8 pulg.) los montantes de puertas u otros obstáculos donde no habrá revestimiento de madera. Coloque la contrachapa en diagonal respecto al sentido del acabado del piso para evitar la aparición de grietas a lo largo de los lados de los tableros. Clavar la contrachapa en las losas con una pistola de fijación comenzando por el centro del tablero, después fijar los lados, poniendo al menos nueve clavos por tablero.

No utilizar el fusil de fijación ni clavos para cemento cuando haya tubos de calefacción por radiación cubiertos por losas. Mejor corte la contrachapa en dos cuadrados de 1.22 m x 1.22 m (4 x 4 pies); al reverso, hacer un corte de 16 mm (5/8 pulg.) de profundidad, formando una especie de cuadrado de 30 cm x 30 cm (12 pulg. x 12 pulg.) y colocar el tablero sobre la masilla asfáltica líquida aplicada con una paleta de borde dentado de 6 mm x 6 mm (1/4 x 1/4 pulg.) a razón de 0.7 m2/litro (35 pies2 por galón).

Contrachapa sobre piso falso (placado)

Para hacer un piso falso, se puede utilizar tablas de madera, de tamaño variable entre 0.5 a 1.2 m (18 a 48 pulg.), cuya madera esté seca y tratada con producto de preservación.

En primer lugar barrer el piso de cemento para quitar la suciedad, aplicar una capa de pintura de asfalto y dejar secar. Aplicar masilla asfáltica caliente (colada), o fría (fluída) y colocar las piezas de madera (placado exterior). Desplazar las uniones y hacer montar (en bayoneta) las extremidades al menos sobre 10 cm (4 pulg.) dejando un espacio de 12 mm (1/2 pulg.) entre los lados que se montan. Asegurarse que tiene suficiente masilla para unir perfectamente el placado y el enlosado. Dejar un espacio de 19 mm (3/4 pulg.) entre la extremidad del placado y el muro, y colocar relleno a lo largo de las extremidades de los muros.

Antes de instalar el piso, colocar otra barrera de vapor de polietileno de 4 a 6 mm de espesor por encima del placado, evitando estirar la capa plástica y haciendo montar los lados por encima de las piezas de 2 pies x 4 pies. Evitar hacer pliegues en el plástico o perforarlo, sobre todo entre las piezas de madera. Clavar el piso acabado en las piezas de madera a través de la barrera de vapor.

Preparación

Para una construcción nueva o una renovación:

  • Asegurarse que la casa haya sido calentada anteriormente durante una semana a 22° C (72° F).
  • Con un higrómetro, verificar el nivel de humedad de la madera, que no debe superar a 12 %. Si el grado de humedad es demasiado alto, aumentar la calefacción y abrir las ventanas de 1.25 cm (1/2 pulg.) en el sótano.
  • Quitar los zoclos (rodapiés) y los umbrales de puertas.
  • Apretar bien los pisos falsos. Si es necesario, colocar un papel fieltro no 15.
  • Cortar la parte inferior de marcos de puertas de 2 cm (3/4 pulg.) para poder deslizar una tabla.

Herramientas

  • Martillo para madera (mazo de goma) marteau
  • Taladro perceuse
  • Sierra bisel, circular, o serrucho scie
  • Martillo para carpintería y botador marteau de menusier
  • Cinta métrica ruban à mesurer
  • Cordel (dendel) cordeau

Verificar la base del martillo para madera y su estado de funcionamiento para que no malogre el piso.

Procedimiento

lgraph4

Con un cordel, tirar una línea guía paralela a 8.90 cm (3 1/2 pulg.) del muro inicial si usa tablas de 6.35 cm (2 1/2 pulg.) o a 10.8 cm (4 1/4 pulg.) para las tablas de 8.25 cm (3 1/4 pulg.). Esta línea guía debe quedar a 90° del muro adyacente. Es sumamente importante partir en ángulo recto (a escuadra).

  • Escoger las tablas y extenderlas sobre el piso según un patrón aproximado. Utilizar las tablas más rectas para la primera y segunda línea.
  • Escoger siempre con mucha atención las láminas de madera. Las imperfecciones existentes deben ser corregidas.
  • Instalar el lado macho de la tabla al interior de la línea guía. Deben quedar 1.9 cm (3/4”) entre el lado hembra de la tabla y el muro de inicio. Esto permite a la madera expandirse si es necesario.
  • Fijar la primera tabla haciendo un agujero, arriba de 2.5 cm (1 pulg.) del borde y más o menos cada 30.5 cm (12 pulg.) de distancia después clavar con un martillo para carpintería y botador.
  • Medir y cortar una tabla de tamaño suficiente para terminar la primera línea. Escoger una tabla bastante larga para que la sección que quede pueda servir para comenzar la línea siguiente. Dejar 1.9 cm (3/4 pulg.) entre el muro y el extremo de la última tabla de cada una de las filas.
  • Comenzar la segunda fila con una tabla más larga o más corta de por lo menos 15.2 cm (6 pulg.) que la tabla paralela para evitar alinear las junturas.
  • La instalación de la tabla se hace agujereando en un ángulo de 45° del lado macho a más o menos cada 20.3 cm ó 25.4 cm (8 ó 10 pulg.).
  • La instalación de las otras hileras se hace de la misma manera, pero utilizando esta vez un martillo para madera. Es necesario hacer pruebas sobre una tabla inútil para evaluar la fuerza necesaria para bien hincar los clavos.

Para una mejor apariencia, distanciar bien las junturas alternando la longitud de las tablas. Esto es muy importante para crear el efecto de uniones perdidas.

  • Instalar las cuatro o cinco últimas hileras de la misma manera que las dos primeras, ya que no se puede volver a utilizar el martillo para madera.
  • Cubrir los agujeros de los clavos con una cera especial.
  • Finalmente, instalar los zócalos (rodapiés) y los umbrales de las puertas.

lgraph3